Lo que «Irene» nos dejó

Luego del paso del huracán «Irene» que trajo demoras, destrucción y muerte. También nos dejó la enseñanza de cómo actuaron los diferentes sistemas de emergencia. Del aprendizaje de los mismos podemos extraer una valiosa información que nos ayude a decidir si el año que viene tomaremos o no un crucero en época de tormentas.

Carnival Fantasy

El Carnival Fantasy

El huracán Irene además de volar techos, inundar costas y generar grandes cortes de luz, ha servido para poner a prueba los sistemas de emergencia de las navieras, principalmente las que se encontraban en San Juan (Puerto Rico). Muchos lectores, ya regresados de esa semana trágica, han puesto en diversos sitios de Internet su impresión de lo sucedido, que a pesar de lo imaginado por miles de turistas de tierra, fue peor en tierra que en el mar.

Cada huésped luego de esta experiencia se ha llevado una idea de cómo su naviera favorita “bailó” al compás de Irene y como trató a sus pasajeros.

Como en toda situación límite en los relatos están mostradas las actitudes heroicas y las mezquinas de parte de cada naviera.

Caso 1

Cuando las autoridades del puerto de San Juan ordenan “zarpar temprano” eso significa salir lo antes posible, aunque sea dejando 300 pasajeros del Carnival Victory varados en la isla.

La salida sin dudas fue forzosa y fuera del control de la naviera. Sin embargo la forma en que se comportó ésta, aún fuera de su jurisdicción, le valió la aprobación de todo el mundo.

Carnival ofreció dos noches de hotel a todos los huéspedes que quedaron en tierra y un vuelo para reencontrarse con la nave en Barbados (la siguiente escala). Aproximadamente la mitad de los pasajeros tomaron la oferta y los restantes recibieron un reembolso del 100% . Todo esto fuera de lo que Carnival estaba obligada a hacer, dado que cuando los problemas se suscitan por meteorología, la mayoría de las empresas no responden los inconvenientes que éstas puedan causar. Es realmente un caso donde las relaciones públicas y el sentido común llevan a realizar la mejor publicidad para la empresa, en boca de sus propios pasajeros, aclara una huésped en un post de Facebook.

Caso 2

Misma situación, también el Serenade of the Seas debe partir antes de tiempo dejando 145 pasajeros en tierra. Los 15 que reservaron el aéreo en paquete con la naviera son acomodados en hoteles y les proporcionaron tickets aéreos para unirse al barco en Aruba. A los restantes 130 se les brindó información sobre hoteles en San Juan y dejando en sus manos las reservas y el pago de los mismos.

Muchos se sorprendieron cuando vieron que el barco había partido y lo peor es que fue sin aviso alguno y a la luz de lo que hizo Carnival, “esconder la cabeza en la arena no es la forma de lidiar con esto” (sic.) acotaba otro comentarista casual en Facebook.

Caso 3

Como Irene continuaba su ruta, atravesando rutas de cruceros el Celebrity Summit regresó a su homeport en New Jersey, Bayonne, un día más tarde (por esperar el paso de la tormenta durante 24 horas) con lo que el crucero en lugar de 5 tuvo 6 noches. El Carnival Pride por su parte regresó a Baltimore un día antes, los huéspedes fueron obligados a desembarcar aprisa y el buque fue llevado a una zona segura indicada por los US Coast Guard, siendo su nueva partida retrasada 24 horas.

Ambas compañías hicieron de inmediato declaraciones afirmando que los pasajeros serían compensados (Carnival con la devolución de 1/7 del precio del crucero y Celebrity con US$ 200 a US$ 400 como crédito abordo, dependiendo del tamaño de la cabina contratada). Tampoco en este caso estaban obligadas, ya que el contrato especifica que la compañía no compensará a los huéspedes por los problemas que se pudieran generar a partir de condiciones hidrometeorológicas adversas.

“Una empresa responsable es aquella que quiere mantener una reputación decente y clientes satisfechos” dijo un pasajero en un foro.

Caso 4

NCL sufrió también los mismos problemas que Carnival y Celebrity, solo que en principio no ofreció nada, amparándose en el contrato que habla de las condiciones del tiempo y luego (de muchos reclamos) decidió compensar a sus huéspedes con créditos abordo, sin aclarar el monto de los mismos.

Conclusión:

Tomar cruceros en época de huracanes, más cuando todos sabemos con cuanta anticipación deben comprarse, es un riesgo. Es cierto que los precios son sustancialmente más bajos, pero las complicaciones no siempre terminan bien, tal como vimos en los casos que anteceden.

Muchos de los pasajeros que vivieron la experiencia juraron que no volverían a tomar uno, sin embargo otros (con mejor suerte o más ánimo de aventura) dijeron que lo volverían a hacer, algunos tentados por las ofertas y otros por la adrenalina de vivir unas vacaciones impredecibles.

Los barcos que vieron afectados sus cruceros fueron:

  1. Veendam (Holland America Line)
  2. Maasdam (Holland America Line)
  3. Celebrity Summit (Celebrity Cruises)
  4. Norwegian Gem (Norwegian Cruise Line)
  5. Norwegian Jewel (Norwegian Cruise Line)
  6. Norwegian Dawn (Norwegian Cruise Line)
  7. Norwegian Sky (Norwegian Cruise Line)
  8. Explorer of the Seas (Royal Caribbean)
  9. Monarch of the Seas (Royal Caribbean)
  10. Majesty of the Seas (Royal Caribbean)
  11. Freedom of the Seas (Royal Caribbean)
  12. Carnival Pride (Carnival Cruise Lines)
  13. Carnival Valor (Carnival Cruise Lines)
  14. Carnival Miracle (Carnival Cruise Lines)
  15. Carnival Glory (Carnival Cruise Lines)
  16. Carnival Fantasy (Carnival Cruise Lines)
  17. Caribbean Princess (Princess Cruises)
  18. Disney Dream (Disney Cruises)
Fuentes: Cruise Critic/Cruise Law News/Noticias de Cruceros

Deja tu opinión

comentarios

Powered by Facebook Comments

Daily_Travelling_News

Ricardo Marengo

Periodista turístico argentino. Trabajó en las revistas: Weekend, Lugares y Buenos Aires Herald Travel Magazine. También en el suplemento Leisure & Travel del diario Buenos Aires Herald. Como representante de Seatrade Group llevó a cabo la Seatrade South America 2012. Es conductor radial y referente del mundo de los cruceros en su país. Anualmente realiza 4 cruceros o más, desde hace una década, donde no solo realiza notas a bordo, sino que también elabora (a pedido) un informe de estado y servicio para la naviera. En la actualidad está conduciendo micros televisivos ( sobre cruceros ) para la televisión argentina. Es patrón de yate vela/motor e instructor de yachting para niños. Es voluntario de la Fundación Goleta Escuela Santa María de los Buenos Ayres. Fundador de Cruises News Argentina y Noticias de Cruceros. 

Tags:

  1 comment for “Lo que «Irene» nos dejó

  1. sergio
    2 septiembre, 2011 at 18:22

    Excelente nota, siempre me pregunté como se resolvían estos problemas climáticos en los cruceros, sea en puerto o en alta mar…, no sólo me han dado lecciones precisas sino que también me han transmitido tranquilidad al poder conocer como actúa o actuó cada naviera…, gracias una vez más !!!!

Comments are closed.